Interés Histórico
INICIO
Fundación
Plaza de Mayo
Protagonistas
Antiguos Mapas
Inmigración
Antiguas Calles
Casas Históricas
Arte Histórico
Lectura
Viejos Impresos
Juguetes Antiguos
Viejos Mercados
Viejas Farmacias
Viejos Pasajes
Lo que No Miramos
Fotos Antiguas
Cúpulas
Barrios
CLICK PARA INGRESAR A LA SECCION TANGO
Links Afines
Links Recomendados
Libros Recomendados
Antigüedades
CD-Rom con Historia
Visitas Guiadas
Galería de Arte
Click por más información...
-Buenos Aires Hoy
INICIO
Diarios Argentinos
Restaurantes
Hoteles
Turismo en Buenos Aires
Turismo en Argentina
Agencias de Turismo
Tango
Datos Utiles para Turistas
Cines
Teatros
Subterráneos
Embajadas
Museos
Denuncias
Farmacias de Turno
Ferias Artesanales
Negocios
Gente que Busca Gente
Publicidad
Agradecimientos
Quienes Somos
Objetivos
Contactar
Página 2 --> Notas de Buenos Aires --> Buenos Aires, la reina del Plata

Calesita de mi barrio

Agradecemos la gentil colaboración al enviarnos la presente nota a la profesora Cristina Suárez.

info@buenosairesantiguo.com.ar


Si siempre quisiste saber por qué había calesitas en nuestra ciudad, lee esta historia.

Hace mucho, mucho tiempo, los niños no tenían límites para extender su mirada, su imaginación y sus deseos de aventura. Si deseaban cabalgar, elegían el más brioso corcel… si deseaban volar, subían al más bello de los cisnes… si era de día, visitaban el sol, si era de noche, a las estrellas. Si deseaban navegar, buscaban la barca más hermosa y soñaban encontrar míticos tesoros y anillos mágicos. Si deseaban travesura y diversión, montaban los cerdos más dóciles de las chacras. Pero con el paso del tiempo fueron surgiendo muros y edificios, edificios y muros, encontrarse fue más difícil y el color verde fue encarcelado en las plazas. En una de ellas, quedó atrapado un árbol viejo y sabio que fue recogiendo los sueños de los niños que a sus pies lamentaban sus aventuras perdidas. Durante un equinoccio de primavera, el árbol decidió florecer mágicamente. Ese día, cuando los niños volvieron a la plaza a reunirse bajo el árbol, encontraron en su lugar un pequeño mundo de aventuras con caballos de madera, cisnes, barcas y chanchos, cobijados bajo un cielo de estrellas de plata y soles dorados y un hombre misterioso que envuelto en una alegre melodía, les ofrecía un anillo mágico que daba entrada al mundo de aventuras que habían perdido.

Cuento publicado en el Periódico “Rumbos” marzo 2004

Calesita de mi barrio
Por Cristina Suárez

Calesita de mi barrio cuántos años girando estás
tu casa es la placita
Y a la niñez alegras.
Calesita con espejos
berretín de mi niñez
con tu alegre musiquita
me acompañaste a crecer.
Calesita de mi barrio
siento que el tiempo ha pasado
pero vos te ves igual
como ese niño añorado.
Calesita arrabalera
el tango te dio su cita
y en esa hamaca del parque
se columpia tu sortija.
Hay placita de mi barrio
donde el mundo, era un juguete
que en mi inocencia de niño
se colaba a un barrilete.

-- oOo --

 

ESPERAMOS SUS HISTORIAS Y RECUERDOS
Si desea participar y compartir con nosotros y nuestros visitantes sus historias y recuerdos de décadas pasadas, las envía por email con su nombre y apellido a notas@buenosairesantiguo.com.ar o puede hacer CLICK AQUÍ para enviarla a través del formulario y las publicaremos en la sección NOTAS DE BUENOS AIRES, con su firma, de este modo podremos disfrutar todos de esa maravillosa memoria colectiva.

 

Click por más información








CLICK POR MAS INFORMACION


Click por más información

 

Click por más información

 






CLICK POR MAS INFORMACION